24.3.15

Testigo                    
  
Este silencio,
Este tizón de memoria que recorre el piso
Y se va incrustando en cada palabra
De cada pregunta, en cada recuerdo
De lo dicho y lo redicho y vuelto a decir,
Esta innombrable memoria que los nombra
A todos y a cada uno, uno por uno,
Y va buscando el trayecto final de la justicia,
El nombre del espanto, el grito atrás,
El último llanto y que ya no quede nada;
Que la cuenta vuelva a cero
Y los psicópatas se hayan volado
A la luna, a marte o a cualquier galaxia
Y que esto no haya ocurrido nunca
Ni vuelva a ocurrir ni aquí ni en otra parte
De todas las partes que nos unen
La voz con los ojos y el llanto,
La luz al final del corredor y el espanto
El ruido del camión y los que nos faltan
En cada mano, en cada pie, en cada dedo
Encargado de contar desde el uno o el cero
hasta treinta mil, o hasta los cuatrocientos mil
de todo el continente que nos arrancaron
centímetro a centímetro, minuto a minuto,
vida tras vida, lágrima por lágrima.
Este silencio digo, será la estocada inmortal
que recordarán por siempre los asesinos;
hasta que ya no vuelvan a repetirse.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario

Texto de Dora Giannoni

Despedida a Oscar Alem  ( Ver completo en De Los Amigos ) A escasos días de su cumpleaños y del día de la Música ( no es casual...